Farmacia en Cadiz

Carro vacío

Carro vacío
Farmacia en Cadiz

Carro vacío

Carro vacío

medicina natural

Medicina Natural

   La Medicina Natural está cada vez más presente en el mundo terapéutico. Durante más de 3 años, la farmacéutica Isabel Gómez Cuadrado ha dado clases en la Universidad de Cádiz sobre las distintas formas de afrontar los problemas de salud, tratando de acercar a los alumnos a los distintos tipos de terapias que existen para un mismo problema.
De tal manera, el Sistema Sanitario Español contempla un tipo de medicina basada en terapia alopática. Esto quiere decir, el tratamiento de la enfermedad con un medicamento de Industria Farmacéutica que produce el efecto contrario en el organismo y por lo tanto compensa y bloquea el problema.
Así funcionan por ejemplo los antiinflamatorios. Cuando existe una inflamción, bloquean la respuesta inflamatoria y reducen los signos y síntomas de la inflamación aumentando la calidad de vida de los pacientes y que puedan pasar por la enfermedad sin pasarlo mal y en activo laboral.
Sin embargo, las otras técnicas terapéuticas surgen cuando el profesional sanitario se plantea el fundamento de la técnica. La inflamación no es una agresión externa de la que debamos defendernos. La inflamación es la respuesta defensiva de nuestro propio organismo a una agresión externa, totalmente eficaz, llegando a ser una de las mejores armas de nuestro sistema inmune.
Cuando una agresión supera las barreras de la piel y penetra en nuestro organismo, lo ataca e intenta destruirlo. Nuestro sistema inmune es uno de los más inteligentes que existe y durante miles de años de evolución a aprendido a enfrentar todo tipo de agresiones. De tal manera que cuando un agente externo rompe la barrera de la piel, nuestro organismo responde produciendo:

- Calor: la mayoría de los microorganismos sufren cuando se eleva la temperatura y el sistema inmune lo sabe, por lo que aumenta la temperatura local (las heridas se calientan) e incluso la temperatura general si hace falta (fiebre). Es un mecanismo de defensa nuestro, que resulta muy eficaz contra las agresiones de fuera, sin embargo es incómodo (no nos gusta tener fiebre) por lo que la medicina que utilizamos, cuyo fin es que estemos en las mejores condiciones para trabajar, desarrolla medicamentos que bajen la temperatura, local o general, y no estemos molestos.

¿Pero en realidad qué estamos haciendo?
   Estamos actuando en contra de la respuesta de defensa de nuestro propio organismo, favoreciendo al agresor externo.

¿Qué deberíamos hacer?
   Ayudar al organismo a luchar contra el agresor y nunca impedir sus propios mecanismo de defensa aunque nos resulten incómodos.

¿Qué usa la medicina actual?
   Antiinflamatorios, que disminuyen la fiebre, la temperatura local y la respuesta de defensa. Mejoran la calidad de vida pero favorecen al agresor y además tienen efectos secundarios perjudiciales para el organismo que pueden producir problemas peores que el propio ataque.

¿Qué usa las terapias alternativas?
   La Homeopatía usa cantidades pequeñas de un principio activo que potencia la propia respuesta del organismo contra el agresor, de tal manera que no quita la fiebre pero hace que ésta sea más eficaz y se pueda vencer la agresión en menos tiempo.
La acupuntura hace pequeñas incisiones no dolorosas en lugares concretos del cuerpo que llevan siendo documentados más de 3.000 años y potencian la propia respuesta del organismo para luchar contra la agresión consiguiendo mejorar la respuesta y vencer a la agresión en menos tiempo y con más fuerza.
La fitoterapia usa plantas medicinales que ayudan en la lucha contra el agresor sin interrumpir la respuesta del organismo, como por ejemplo es el caso de la consabida artemisa, pilar básico de la fitoterapia.
La medicina tradicional es la mayoritaria en el mundo. Existe en Sudamérica, China, Japón, países árabes... Consiste en la observación del problema salud de forma global en el individuo y atacar las causas, respetando la respuesta inmunitaria y no dividiendo al individuo en partes distintas, como hace la medicina nuestra con las especialidades médicas.

   Desde el punto de vista de la Medicina Natural, en BE* Farmacias se ofrece al paciente una consulta personalizada con la atención necesaria para informarle acerca de lo que producen los medicamentos que toma en su cuerpo y los efectos perjudiciales que pueden causarle. De tal manera que si se pueden encontrar soluciones colaterales que ayuden a la evolución del problema disminuyendo la cantidad de medicamentos que toma el paciente será mucho mejor para la salud y para la calidad de vida.
Lo importante no es conseguir que las personas lleguen a vivir más años sino que lo hagan con una calidad de vida suficiente como para hacerlo con una sensación de BienEstar aceptable.

 

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies Puedes ampliar información en el siguiente enlace Más información.

¿Aceptas el uso de Cookies para este sitio?